Ir al contenido principal

Especial USA: Cosas de casas

Sirven como meras cortinillas en series que se ruedan casi íntegramente en platós cerrados, pero su aparición constante, capítulo tras capítulo, las hace reconocibles para cualquier seguidor. Fachadas en las que supuestamente se desarrollan las tramas de tres de las producciones más míticas de la televisión. Hoy son lugar de peregrinaje para muchos de los seriéfilos en busca de instantánea y motivo de enfado para los que realmente viven en ellas, hartos de tanta invasión a la intimidad. Padres forzosos, Sexo en Nueva York y Friends. Encontramos los tres edificios que ya son auténticos emblemas de la televisión.

Las Painted Ladies en Padres forzososLa serie con el dudoso honor de haber dado a conocer a las gemelas Olsen tenía lugar en San Francisco, concretamente en una de sus atracciones turísticas más importantes, las casas victorianas conocidas como las Painted Ladies. Situadas en Alamo Square, desde la colina donde jugaban el viudo Danny Tanner, sus dos amigos y las niñas se divisa una de las mejores vistas de la ciudad. La casa se vendía hace poco por un módico precio de 4 millones de euros.

El bloque de FriendsUn idílico edificio de apartamentos en el que los inquilinos se desplazan de piso en piso sin ningún tipo de obstáculo. Esta es la imagen que los creadores de la serie quisieron darle al bloque en el que tiene lugar Friends, aunque los decorados que aparecían en televisión y sus vistas de cartón piedra nada tuvieran que ver con las que se vislumbran desde este rincón del Greenwich Village neoyorquino. Situado en la esquina de Bedford con Grove, el edificio de cinco plantas se encuentra en una de las zonas más tranquilas (y caras) de la ciudad de los rascacielos. Ah! Y la cafetería de abajo no es el Central Perk!

La casa de CarrieMuy cerca del edificio de Friends (en el número 66 de Perry St.) se encuentra el apartamento de soltera de Carrie Bradshaw. Denominarlo así es todo un eufemismo porque tanto por metros como por ubicación es todo un lujo. Los vecinos del inmueble, hartos de seguidores de Sexo en Nueva York que cómo yo, buscaban inmortalizarse frente a la fachada, tienen colgado un letrero de ‘No pasar’ pidiendo respeto a su intimidad. Es lo que tiene vivir en un lugar tan icónico. Mi frikismo no llegó tan lejos, pero Nueva York ofrece ‘tours’ específicos para visitar los rincones míticos de la serie. Y uno de los que seguro entrará en el paquete es la Magnolia Bakery, donde las protagonistas ahogaban sus penas a base de cupcakes. Sexo en Nueva York aparte, están tan buenas como aparentan.

Comentarios

Anónimo ha dicho que…
You pretty much said what i could not effectively communicate. +1

My site:
internetanbieter preisvergleich und dsl anbieter

Entradas populares de este blog

EMMYS 2016: Las nominaciones ideales en Drama

Un año más, los Emmy anuncian sus nominaciones rodeados de las inevitables polémicas por sus destacadas ausencias. Esta edición no iba a ser menos. Los olvidos nuevamente han sido más sonados que los aciertos, movidos por una inercia que suele ser la tónica en los premios más importantes de la televisión mundial. Sin embargo, esta vez los académicos han decidido dar una alegría a aquellos que veníamos reivindicando The Americans como una de las mejores series actuales. Tanto la creación de Joe Weisberg como sus protagonistas, Keri Russell y Matthew Rhys, han logrado por fin el reconocimiento de unos galardones que los han ignorado sistemáticamente durante sus tres primeras temporadas. Son la excepción de unos Emmy que han decidido pasar de largo nuevamente de The Affair y The Leftovers, sin duda, dos de las producciones más destacadas en los dos últimos años. Por eso mismo, y por otros importantes resbalones, ahí van mis nominaciones ideales en la categoría dramática.

MEJOR SERIE DRAM…

Un Eastwood de retirada

Clint Eastwood ya está de vuelta de todo. Le importa un pimiento si su apoyo a Donald Trump le comporta enemigos o si su definición actual de la generación de mariquitas traspasa lo políticamente correcto y ofende al personal. Tampoco su filmografía parece importarle demasiado. Pocos reparos ha tenido en presentar auténticos bodrios como Jersey boys o cintas mediocres como Más allá de la vida o El francotirador. En su historial ya se encuentran Los puentes de Madison, Sin perdón, Mystic River o Million dollar baby. Ya no necesita reivindicarse. Mucho menos con 86 años, la edad suficiente para restar trascendencia a esta época de polémicas efímeras. El actor ya se labró su carrera como director y ahora corresponde al público determinar si su talento sigue en forma o se mantiene gracias a una base de fieles seguidores.

Sully corresponde a esa cada vez más amplia y frecuente lista de películas en su carrera que simplemente alcanzan la corrección, adoptando ese tono grandilocuente y pat…

MOONLIGHT | Camaleón a la fuerza

Una historia sobre homosexualidad dentro de la comunidad negra parecía una vuelta de tuerca, un quién da más dentro del cine de denuncia social que podría suponer el reclamo perfecto para una Academia de Hollywood deseando resarcir sus pecados discriminatorios. Por suerte, Moonlight no pertenece a ese grupo de cintas que buscan a toda costa la exaltación, que se convierten en estandartes de la lucha contra la opresión de la hegemonía blanca y heterosexual. La propuesta de Barry Jenkins es mucho más valiosa, ya que con su premisa y, sobre todo, su puesta en escena, logra abarcar un sentimiento prácticamente universal, el del miedo a la propia identidad.

Little, Chorin y Black no son sólo los tres actos en los que se divide la trama sino las tres fases de un complicado proceso de asimilación personal, el que sufre un niño, adolescente y adulto lidiando consigo mismo y su entorno de barrio marginal en Miami. Esta vez la marginación no surge del racismo sino desde dentro, desde el propio …