Ir al contenido principal

Angelina, la superheroína

No será porque no le ha puesto empeño. La segunda mitad de Brangelina, sensualidad de labios carnosos que acaparan sin piedad la pantalla, se ha esforzado como la que más por desprenderse de la etiqueta de tía cañón. Excesos de solidaridad aparte, ha intentado por todos sus medios recuperar el rumbo profesional que le brindó aquel Oscar como mejor actriz secundaria en Inocencia interrumpida.
Probó suerte con su amigo Winterbottom en Un corazón invencible, película ideada exclusivamente para su lucimiento personal, en la que un grito de lo más desgarrador suponía la secuencia perfecta de resumen en una gala de entrega de premios. Pero no consiguió sentarse entre las nominadas hasta un tiempo después, cuando se puso en manos de Clint Eastwood. Sin embargo, 2009 fue el merecido año de Kate Winslet y Angelina se fue de vacío. Y a pesar de esos esfuerzos, curiosamente la actriz se gana más el favor del público, y de parte de la crítica también, en las películas menos consideradas, las del cine de acción.
Puede que su pasado como Lara Croft tenga la culpa, pero donde Jolie se muestra más convincente es en el papel de superheroína. Esta belleza californiana parece haber nacido para dar patadas y pegar saltos con cara de mala leche, para encarnar a una especie de James Bond en su versión femenina. Porque no lo olvidemos, las supermujeres se mueven por los sentimientos, no como ese engreído agente 007 que se tira a todo lo que se menea sin muchos miramientos.
Con Evelyn Salt, Angelina se pone en la piel de una agente de la CIA sobre la que un buen día surgen las sospechas de haber pertenecido al espionaje soviético. A partir de ese momento comienza un juego de engaños al espectador que se convierte en lo más atractivo de la película, mucho más que el sobrevalorado físico de la actriz.
Las escenas de acción desprenden una inverosimilitud parecida a las de James Bond, con saltos de canguro y huidas imposibles, pero sin esa búsqueda incesante del quién da más del agente británico. Y aunque Salt mantiene con la saga el gusto por la Guerra Fría, ésta aquí sirve como excusa para los golpes de efecto en el guión y no para un espectáculo de pirotecnia digital.
La cinta, aún así, no rehúye del género al que pertenece ni escatima en escenas pasadas de vueltas. Los brincos de camión en camión de la protagonista así lo atestiguan. Pero qué sería de los efectos especiales si únicamente reinara la lógica en los guiones de cine. Y, sobre todo, qué sería de Angelina Jolie sin un buen espectáculo que disimule sus carencias en el arte de la interpretación. El cine de acción no sólo es necesario. Para algunos, es del todo imprescindible.

Comentarios

ikusidugu ha dicho que…
Que buena frase: "El cine de acción no sólo es necesario. Para algunos, es del todo imprescindible".

Aunque no es nuestro caso, si queremos añadir algo, pues nosotros fuimos al cine y por problemas con los horarios, cambiamos la acción, por la comedia-acción, y el resultado fue: decepcionante. Menudo bodrio es "Killers".

A ver si pronto nos lanzamos a "Salt".

Saludos,

Entradas populares de este blog

Los 8 momentos memorables del final de Mujeres Desesperadas

Pueden contarse con los dedos de una mano las series que han logrado cerrar la persiana sin remordimientos. Mujeres desesperadas seguramente se encuentre en ese reducido grupo de privilegiadas que alcanza el final satisfaciendo a la gran mayoría de sus seguidores, sin polémicas, sin originalidades, sin alterar, en definitiva, la esencia de una fórmula que la ha mantenido en antena durante ocho temporadas.
Podrán vertirse muchas críticas sobre esta creación de Marc Cherry, gustarán más o menos algunas épocas de la serie, pero lo que no puede negársele a Mujeres desesperadas es la fidelidad a su público. La coherencia suele convertirse en la factura pendiente en producciones que, movidas por el éxito, suelen alargarse hasta el infinito, perdiendo en el camino la cordura (Lost) o a buena parte de su reparto original (CSI).
Consciente de ello, Cherry decidió ponerle punto y final a su niña mimada antes de que el tiempo erosionara su identidad. La fecha escogida fue el pasado domingo 13…

Especial USA: Localizaciones de Twin Peaks

Uno de los motivos que convirtieron a Twin Peaks en todo un éxito fue la atmósfera de la serie, rodada en paisajes tan fríos y sórdidos como la trama que envolvía el asesinato de Laura Palmer. El pueblo que da nombre a esta inolvidable producción de David Lynch no existe, pero el rodaje de exteriores se llevó a cabo en dos localidades muy cercanas a Seattle, Snoqualmie y North Bend, que todavía hoy logran trasladarte a la aterradora ambientación de la serie.

Al contrario de lo que podría parecer, la zona no explota para nada el fenómeno Twin Peaks. Ni siquiera en la tienda de souvenirs más cercana a las cataratas de Snoqualmie (protagonistas de la cabecera y de varias escenas) encontraremos ni una sola referencia a la serie. Sin embargo, incluso para no seguidores, la visita a este entorno natural merece la pena. No en vano, recibe un millón y medio de visitantes al año.
En lo alto de la cascada sigue vislumbrándose el hotel donde pernoctaba el agente Cooper, remodelado por completo …

PIELES | El mal gusto

Algo extraño estaba ocurriendo. El debut en la dirección de Eduardo Casanova, el eterno Fidel de Aída, apadrinado por Álex de la Iglesia y arropado por buena parte de la flor y nata del cine español, se estrenaba exclusivamente en un solo cine de la ciudad de Barcelona. Sin embargo, el fenómeno era tal que la propia taquillera de los cines Maldà, acostumbrados a las mil y una piruetas para incentivar la venta de entradas, subió perpleja al escenario para inmortalizar el llenazo antes de la proyección. 170 personas se vieron obligadas a desplazarse hasta la recóndita sala para comprobar qué nos tenía preparado el mal llamado nuevo enfant terrible del cine patrio. Finalizada la sesión, llegó la clarividencia.

Me imagino las excusas. No se apuesta por el riesgo, la industria de Hollywood lo engulle todo, el público está aborregado, las descargas ilegales. Todas ellas justificadas en muchos casos. No en este. Casanova puede sentirse afortunado de haber podido estrenar Pieles en un solo c…