Ir al contenido principal

SHOCKS SEMANALES #24

El comecocosEn pleno auge del movimiento 15M nos anunciaron un programa de televisión que daría todo el protagonismo a la palabra, intención muy loable pero que de entrada ya iba en contra del modus vivendi del medio, la imagen. La productora detrás del invento tampoco inspiraba mucha confianza. Tinta china es la filial de La fábrica de tele, responsable de la enemiga pública número uno La noria. Parecía que El comecocos iba a dar voz a los indignados, pero indignados nos hemos quedado los telespectadores con esta visión circense del debate. Oratoria de andar por casa en boca de unos concursantes con más verborrea que razonamiento. Mercedes Milà es el único y espontáneo aliciente de un programa que paradójicamente termina restándole valor a la palabra.

Marea blanca en TelecincoMientras La noria sigue en el punto de mira de anunciantes y navegantes, Telecinco ha ofrecido Resistiré, ¿vale? y Enemigos íntimos como sacrificio. La decisión no parece haber amansado a las fieras, ansiosas por lograr como trofeo la defunción del programa estrella de los sábados. La situación está llegando a límites surrealistas. Las marcas recelan de parrillas cargaditas de potenciales consumidores y se convierten en programadoras de contenidos. La troupe de Jordi González se mantiene en sus trece y se resiste a pedir perdón, mientras Mediaset busca a la desesperada el blanco redentor entre el rosa y el amarillo de su programación. Antena 3, mientras tanto, disfruta de lo lindo.

Eva Hache, presentadora de los GoyaSi pensábamos que Álex de la Iglesia había dado en el clavo escogiendo a Andreu Buenafuente como maestro de ceremonias de los Goya, su sucesor en el cargo, Enrique González Macho, no se ha quedado atrás. Incluso podríamos aventurar que lo ha superado. Eva Hache demuestra cada semana en El club de la comedia que ninguno de los monologuistas invitados al programa llega a la altura de su presentadora. Ingenio, frescura, talento y, sobre todo, humor es lo que desprende esta chica y lo que necesita la encorsetada entrega de los premios del cine español. Buenafuente ya subió el nivel, pero el showman catalán, de momento, no ha alcanzado ese estatus que confieren las amenazas de muerte de un seguidor. Eso ya es categoría de estrella.

Comentarios

quest ha dicho que…
De entrada me gusta más Buenafuente que Eva Hache para los Goya. Em parece que Eva se queda en la palabra, Buenafuente es más de gags.
POLE.T. ha dicho que…
Se nota que no has tenido a Buenafuente en la autonómica. Termina saturando! Eva Hache es más payasa, más divertida!
quest ha dicho que…
Ah, claro. Buenafuente en pequeñas dosis mucho mejor.

A Eva Hache la vi presentando la entrega de premios del festival El Sol de hace años. Soltó unos chistes del sector y ya. Tampoco mataba. Y nada de espectáculo/payaseo.

Entradas populares de este blog

Los 8 momentos memorables del final de Mujeres Desesperadas

Pueden contarse con los dedos de una mano las series que han logrado cerrar la persiana sin remordimientos. Mujeres desesperadas seguramente se encuentre en ese reducido grupo de privilegiadas que alcanza el final satisfaciendo a la gran mayoría de sus seguidores, sin polémicas, sin originalidades, sin alterar, en definitiva, la esencia de una fórmula que la ha mantenido en antena durante ocho temporadas.
Podrán vertirse muchas críticas sobre esta creación de Marc Cherry, gustarán más o menos algunas épocas de la serie, pero lo que no puede negársele a Mujeres desesperadas es la fidelidad a su público. La coherencia suele convertirse en la factura pendiente en producciones que, movidas por el éxito, suelen alargarse hasta el infinito, perdiendo en el camino la cordura (Lost) o a buena parte de su reparto original (CSI).
Consciente de ello, Cherry decidió ponerle punto y final a su niña mimada antes de que el tiempo erosionara su identidad. La fecha escogida fue el pasado domingo 13…

Las 12 mejores escenas de Breaking Bad a las puertas del ansiado final

Nueva fecha para marcar en la historia de la televisión. El próximo 29 de septiembre finaliza Breaking bad, que sin desvelarnos todavía su desenlace ya se ha hecho un hueco en el olimpo de las grandes series, ese lugar sagrado donde cohabitan Los soprano y The wire. Si se mantiene el nivel de esta quinta temporada, el capítulo promete despedirse por todo lo alto. Pero en caso de que Vince Gilligan, su creador, no cumpla con las enormes expectativas, puede descansar tranquilo. Nos deja para el recuerdo una retahíla de escenas memorables. Lo que viene a continuación no es más que el botón de una muestra inabarcable de grandes momentos.


1. Primera escena (1x01 - Pilot)
Si la regla de oro de toda novela es captar al lector desde la primera frase, desde luego esa pareció ser la consigna seguida también por Vince Gilligan en Breaking bad. Un hombre en calzoncillos y una máscara antigás conduce histéricamente una autocaravana por una carretera desierta de Nuevo México. A su lado, el copiloto…

ESPECIAL SITGES 2017 | A GHOST STORY | La muerte desde la muerte

El amor y la muerte conforman un pack muy jugoso para el cine, que ha sabido retratarlo desde todos los ángulos posibles. Pero quién iba a decirnos que las reflexiones más desgarradoras y clarividentes sobre el vacío emocional llegarían de la mano de la ciencia ficción, de un relato imaginario que con una intencionada apuesta formal sitúa el punto de vista en un fantasma de sábana blanca. Una presencia sin expresión que observa la evolución de su entorno tras su fallecimiento. Una mirada sin ojos, un cuerpo sin forma ni voz que transmite más emociones que tantos otros intentos fallidos.

Es una lástima que esa apuesta formal lastre en cierta forma la apabullante evolución del metraje. A Ghost Story arranca petulante, encantada de conocerse, sometiendo al espectador a auténticos actos de fe, como vislumbrar a Rooney Mara en plano fijo degustando un pastel durante varios interminables minutos. Algunos lo han calificado de hipster en su sentido más peyorativo. Su formato cuadrado con bord…